viernes, 5 de diciembre de 2008

POEMA


¿Podría decir una palabra de la vida?
Hablar de la estética prendida de tus ojos,
y los días lluviosos,
las avenidas tristes,
los vagabundos a la vuelta de la esquina,
la necesidad de hablar de ti.
Esta es una vida hermosa
a los ojos de los asesinos, los vagabundos,
los solitarios y las prostitutas.

II
¿Hace falta saciar la ira?
La ira, maldición humana
de inteligencia criminal.
La ira que aumenta
a cada paso de la rueda histórica,
se enreda en los pies, cuelga de los ojos,
se coagula en las miradas.

III
Podría otorgar mi realidad a la palabra
o sucumbir ante el encuentro
del muro metálico.
Sollozos manchan mis alas con la noche.
La dialéctica inventa
una nueva promesa que se deja caer como un suspiro.

IV
Ay, del deseo que me sucumbe,
ay de mí, mujer de trapo,
ay de mi realidad histórica
bajo el filo de la soledad y del vacío.
Arde la angustia no preescrita.
¿Basta una mirada para renunciar al aquelarre
basta un vocablo para negar la sangre?.
Sin la daga del deseo
la carne no se enrojece ni se hincha.

V
No hay suicidas, violadores, ni mentiras,
no hay conspiración humana
que obligue a destruirse uno mismo como a un Dios.
Basta que tus parpados sonrían,
me mires y digas
que a tus ojos,
esto es una vida hermosa.



orquidea psicopata

2 comentarios:

  1. nena, me encanta tu blog esta bien chido y tus poemas tambien, sabes
    cada vez ke los leo puedo ver la gran persna ke eres y me identifico un buen contigo,
    esa inteligencia criminal ke nos persigue, tkm

    ResponderEliminar
  2. Interesante blog me gusta como haces florecer tu orquidia, como una flor del mal, para ti este petalo enfermizo. Baudelaire.

    ResponderEliminar

¡Agradezco sus comentarios y sugerencias para mejorar¡